Blog Archives

Pausas saludables: Desarrollan capacitación en ejercicios compensatorios

23 colaboradores de las empresas de servicios forestales de Bosques Cautín, participaron en la capacitación “Monitor de ejercicios compensatorios”, que fue dictado por la Asociación Chilena de Seguridad, ACHS.

En esta actividad realizada en Los Sauces, Álvaro Salgado, jefe de Prevención de Riesgos de Bosques Cautín, destacó que los ejercicios compensatorios contribuyen a beneficiar a las personas al realizar pausas activas durante la jornada laboral.

“Esto permite mejorar la disposición y la concentración, lo cual impacta positivamente en el desempeño de la personas, a través de actividad física en pausas breves”. Se integra aspectos cardiovasculares, respiratorios, óseos, musculares y anímicos.

Los ejercicios compensatorios incluyen distintas fases, que son la respiratoria, estática, dinámica, junto a la realización de ejercicios por segmentos o partes del cuerpo según trabajos realizados.

Los participantes de la capacitación realizaron varias series de ejercicios focalizados a los distintos trabajos que desarrollan.

 

“Como empresa, creemos que estas pautas activas son muy importantes porque permiten no sólo entregar herramientas para el bienestar físico y sicológico, si no también fortalecer el trabajo en equipo a través de una actividad común y diferente a la labor diaria”, concluyó Álvaro Salgado.

 

Planta Astillado Los Sauces de Bosques Cautín celebró su décimo aniversario

Con el triunfo de la Alianza Azul, la Planta de Astillado de Los Sauces de Bosques Cautín culminó su programa de celebraciones en su aniversario.

La representante de la Alianza Azul, la recepcionista de la Planta Los Sauces, Náyadet Salgado, fue coronada Reina, acompañada por su Rey, Patricio Torres. Junto a los representantes de la Alianza Verde, Daniela Salgado y Eduardo Cea, presidieron la clausura de los festejos de este aniversario, acompañados de las mascotas de cada una de las alianzas.

Creada en 2009, esta planta forma parte clave en la actividad industrial que desarrolla Bosques Cautín y es un aporte importante en la economía de la comuna de Los Sauces.

Durante 2 semanas, los trabajadores y colaboradores participaron en actividades recreativas que reforzaron la unidad y camaradería entre todos los participantes.

 

RECONOCIMIENTOS

 

Dentro del programa, fueron los propios colegas quienes premiaron a sus compañeros de trabajo. El Mejor Compañero de la Planta Los Sauces fue Ruperto Fierro, mientras que en la categoría Trabajador más Esforzado, eligieron a Sandro Suárez.

En tanto, en la categoría “Compromiso en seguridad y prevención”, Bosques Cautín reconoció a Sandro Suárez.

El subgerente de Asuntos Sociales-Ambientales y Prevención de Riesgos de Bosques Cautín, Luis Alfaro destacó el trabajo realizado por el Comité Organizador de esta celebración, encabezado por la Asistente de Gerencia de Bosques Cautín, Camila Niño; la Recepcionista, Nayadet Salgado; y, la Prevencionista de la Planta Los Sauces, Bárbara Mardones.

“Ellas se comprometieron y pusieron cariño en programar estas actividades, así es las felicitamos porque crearon una celebración entretenida y que unió a todos como un solo equipo”.

El Jefe de Planta Astillado de Bosques Cautín, Jorge Ramírez, dijo que el mensaje que compartió con sus colegas en la celebración se centró en dar esfuerzo al trabajo que se realiza. “Todos vamos aprendiendo en conjunto y que queremos que esto dure durante muchísimo tiempo. Esta celebración duró 2 semanas y el espíritu vivido fue muy agradable, porque nos permitió tener un tiempo de relajo durante la jornada de trabajo. La gente empezó a conocerse más y en un muy buen ambiente”.

Los Sauces: En marca Campeonato Interempresas Futbolito Bosques Cautín

Por tercer año y con 6 equipos en competencia, en pleno desarrollo se encuenta el Campeonato Interempresas Bosques Cautín, cuyo objetivo es fomentar la actividad deportiva, la vida sana y la recreación.

En Los Sauces se están realizando los partidos de futbolito, donde participan jugadores pertenecientes a Bosques Cautín y a sus distintas secciones como también personas de las empresas prestadoras de servicios.

La Copa Bosques Cautín la ganó en 2018 el equipo Héctor Rivas Forestal, mientras que en 2017 se la llevó Bosques Cautín Terreno.

En el equipo organizador participan Felipe Vera, Álvaro Salgado y Cristian Torres, quienes resumen que lo importante es que el deporte genera compañerismo y la posibilidad de conocerse en otro ámbito, además que se fortalece el trabajo en equipo y la unión de las personas.

 

Colaboradores se capacitan en manejo de Planilla Excel

Para fortalecer conocimientos en una herramienta clave para el desempeño laboral, un grupo de trabajadores de Industrial Bosques Cautín y Bosques Cautín se capacitaron en el curso “Manejo de Planilla Excel como Herramienta de Trabajo”.

 

En este curso, dictado por la Otec Guerra y Acuña SPA en Los Sauces, participaron 10 colaboradores pertenecientes a distintas áreas de trabajo de la empresa.

El objetivo fue mejorar y perfeccionar en el manejo de planilla Excel a este grupo de trabajadores, de modo que puedan aplicarlas adecuadamente en sus funciones.

Este curso tuvo una duración de 16 horas y cada uno de los participantes obtuvo la aprobación.

Bosques Cautín celebró Fiestas Patrias en Temuco y Los Sauces.

Con compañerismo y un espíritu de convivencia a toda prueba, los colaboradores de Bosques Cautín celebraron Fiestas Patrias en un ambiente entretenido y que fue muy valorado por todos los participantes.

El jefe de Personal de Bosques Cautín, Exequiel Quintana, explicó que este año la celebración se realizó en 2 jornadas diferentes: jueves 12 de septiembre en la oficina Temuco y martes 17 de septiembre en Planta Los Sauces.

“Este año destacamos la mayor participación de los colaboradores, se realizaron competencias muy entretenidas, con juegos de mesa, taca-taca y rayuela. El espíritu de compartir estuvo muy marcado, lo que nos dejó muy satisfechos como equipo organizador”. En Temuco, por ejemplo, la secretaria de gerencia, Camila Niño, preparó las actividades recreativas, lo cual fue un punto fuerte en la celebración.

En Temuco, las actividades dieciocheras se realizaron durante la tarde, con un rico menú que incluyó empanadas y asado, además, hubo competencia de payas, donde resaltó la gracia y picardía de Hugo Muñoz, quien se desempeña en la sección de Administración de Bosques Cautín. En Los Sauces, en tanto, se realizó un programa similar, el que incluyó también un campeonato de tenis de mesa y bailes nacionales.

 

Alumnos de sectores urbanos de Galvarino aprendieron los secretos de la mueblería

La alianza entre Bosques Cautín y la Municipalidad de Galvarino  nuevamente entregó la oportunidad de aprender un oficio a 8 personas pertenecientes a sectores urbanos de esta comuna de La Araucanía.

Ellos, al igual que los 8 alumnos de sectores rurales que hicieron este curso hace algunas semanas, participaron de un curso que les dio las herramientas para adentrarse en la mueblería. Y, tal como lo explicó María Josefina Antinao, jefe de gestión social de Bosques Cautín, durante la entrega de certificados, el propósito no es entregar ayuda si no que brindar la posibilidad de hacer un aporte significativo y contribuir a crear un camino para estas personas. “No se trata de entregar el pescado si no que enseñar a pescar. Y desde el punto de vista social, damos un apoyo y enfoque a la empresa, nos vinculamos con la comunidad, apoyamos la capacitación para que se puedan desempeñar en un oficio. El cierre del curso fue muy positivo, vimos lo contentos que estaban al ver que su esfuerzo es una realidad reflejada en los muebles que ellos mismos hicieron”.

Junto a los muebles que cada alumno hizo, se les entregó un set de herramientas para sembrar la semilla de continuar especializándose en esta área. La directora de Desarrollo Comunitario de la Municipalidad de Galvarino, Rayén Inglés, destacó el trabajo conjunto con Bosques Cautín en esta iniciativa. “El enfoque es innovador dado que los cursos tiene un sello distintivo y es un aporte para la comunidad. Es el inicio de un trabajo en conjunto que seguramente nos va a traer mejores oportunidades para las personas”, cuenta. Galvarino es una comunidad donde la actividad forestal está presente y resaltó que el aporte hecho, en un esquema de convivencia, es una oportunidad. “Desde el punto de vista del trabajo conjunto constituye un aporte a la comuna. Para la municipalidad de Galvarino es muy relevante el aporte que hizo Bosques Cautín a la población urbana, que es poco intervenida por las empresas desde el punto de vista de la responsabilidad social empresarial. Nos sentimos contentos que se haya incluido al sector urbano y las personas celebran esta posibilidad de capacitación”.

Para los alumnos, esta iniciativa los dejó muy satisfechos. Es el caso de Juan Segundo Mariluán, quien resaltó la buena experiencia. “Se agradece la oportunidad de realizar este proyecto que se hizo entre Bosques Cautín y la municipalidad de Galvarino. Esta ayuda nos viene bien porque da ideas para poder emprender algo. A través de esto uno puede crecer. Quiero seguir porque trabajar la madera es lo que me gusta.

En el mismo sentido, Angelo Renato Valenzuela Domínguez, quien es comerciante, valoró el aprendizaje. “Había trabajado un poco en mueblería, este curso sirve para aprender mucho más. El profesor nos enseñó muchas técnicas que no sabíamos y eso se agradece”.

Finalmente, el jefe técnico del PDTI Galvarino, Marcelo Molina, dijo que tanto el curso para alumnos rurales como urbanos tienen objetivos distintos. “En el sector rural es para autosustentabilidad y alhajar sus casas. En el sector urbano, tiene que ver con el emprendimiento. Los alumnos deberían ser capaces de avanzar un poco más, lo que se nota en el trabajo que hicieron, lo que les va a permitir desarrollar emprendimientos dentro de la comuna. Hoy existe sólo una mueblería en Galvarino y ellos podrían perfectamente poner un stand y sacar sus muebles a la zona rural, que es donde más se venden”.

Municipalidad de Galvarino y Bosques Cautín dictaron novedoso curso de mueblería

Escritorios, amoblado para la cocina y camas fueron parte de los muebles a los cuales ellos dieron forma.

8 alumnos, pertenecientes a la Comunidad José Martín Curín de Galvarino, participaron de un curso de mueblería, el cual les enseñó los secretos del armado de muebles y sembró la iniciativa de poder dedicarse a esta actividad.  Este curso fue dictado en la sede social de esta comunidad.

A ellos se suman 8 alumnos más, pertenecientes al sector urbano de Galvarino, quienes tomaron el curso en esa ciudad.

Este curso fue organizado por la Municipalidad de Galvarino y fue patrocinado por Bosques Cautín, con 2 modalidades (rural y urbana) y les entregó las herramientas y las capacidades para adentrarse en la mueblería.

Marcelo Molina, ingeniero agrónomo del PDTI de Galvarino, destacó que se recogió la necesidad de los productores, ante la solicitud de poder desarrollar otras actividades distintas a la agricultura. Esa inquietud existía, pero no había posibilidad de financiarla a través de Indap, explica. “Ahora vemos que desde aquí más de alguno podrá dedicarse a la mueblería, pero también vemos que hay una necesidad por tener muebles en sus casas. No es un capricho, es una necesidad”.

El curso estaba planificado hace tiempo y, a través de la articulación con Bosques Cautín, fue posible financiarlo. “El resultado es que hoy tenemos 8 personas que pueden desenvolverse en la mueblería y, si mañana quieren desarrrollarla, podrían hacerlo”, cuenta.

El profesional destacó el apoyo de Bosques Cautín en el sentido de contribuir a capacitar en este oficio, en un rubro que les abre posibilidades a estas familias. “Aquí se plantó una semilla, que esperemos que se replique y que empiecen a emprender”.

Para Bosques Cautín, relató el subgerente de Asuntos Sociales – Ambientales y Prevención de Riesgos de Bosques Cautín, Luis Alfaro, esta iniciativa contribuye a formar personas en un oficio, lo cual es de gran ayuda para estas familias. “Decidimos apoyar esta iniciativa con la convicción de poder dar elementos que les ayuden en buscar oportunidades para su sustento familiar y mejorar su calidad de vida. Este curso lo desarrollamos tanto con alumnos del sector rural como también del sector urbano de Galvarino, acción en la que financiamos al monitor del curso y los materiales para confeccionar los muebles”.

El monitor del curso, Jaime Jiles, sostuvo que está admirado por el entusiasmo de los alumnos y las ganas de aprender. “Algunos quieren hacer una iniciativa productiva a partir del curso. Muy buena experiencia, se ha trabajado en equipo, lo cual dio muy buen resultado”.

Entre los alumnos, Ramón Curín, agradeció el apoyo prestado por la empresa y el municipio. “Es un placer que Bosques Cautín nos haya apoyado. El trabajo que hicimos fortaleció el trabajo en equipo, aprender algo nuevo y llevar algo práctico que nos va a servir en nuestras casas. Todas las empresas debieran meterse la mano en el corazón así como lo hizo Bosques Cautín y colaborar con las comunidades mapuche, nosotros queremos contribuir a que nuestro país sea un gran país. Un tremendo agradecimiento a la municipalidad, a Bosques Cautín, que nos sigan apoyando, queremos hacer emprendimientos, muebles para la sede, por ejemplo”

José Manuel Curín dijo que la oportunidad de participar en el curso es una muy buena experiencia. “Algo había hecho en carpintería. Ahora aprendí mucho”. En el mismo ámbito, Carlos Jara Nirrián, destacó que este curso era una petición que habían hecho hace tiempo. ”Es una buena experiencia, yo pedía que se nos enseñara mueblería, porque me interesaba aprender. Ahora me gustaría aprender artesanía”. El armó un escritorio y ahora su meta es seguir haciendo otras cosas como una mesa con sillas, por ejemplo, muy bien terminadas.

Finalmente, Mercedes Nirrián destacó la iniciativa, que les abre puertas a otras iniciativas. “Nunca me imaginé que iba a aprender mueblería. Cuando me avisaron, me anoté inmediatamente. Veo que ahora para mí nada es imposible, aprendí harto e incluso ayudé a mis compañeros. Ahora quiero seguir aprendiendo. Incluso hablamos con mis compañeros, porque incluso podríamos juntarnos y hacer un emprendimiento”.

Curso de plomería en Chol Chol: Aportarán lo aprendido en sus comunidades

La llegada del agua les abrió oportunidades y desafíos. Chol Chol es una comuna que puede llegar a ser la primera con abastecimiento de agua en todo el sector rural, sobre todo porque los programas de APR (agua potable rural) faltantes están muy avanzadas en su construcción.

Hacer un uso adecuado del agua en las casas y una buena mantención a baños, cañerías y lavamanos, por ejemplo, podrá ser posible gracias a una capacitación novedosa a pequeños agricultores.

La empresa forestal Bosques Cautín, a través del consultor Luis Gutiérrez, capacitaron a 15 personas en plomería y gasfitería, para que así puedan tener los conocimientos para hacer instalación y mantenimiento como también para consolidar un oficio.

Luis Alfaro, subgerente de Asuntos Sociales – Ambientales y Prevención de Riesgos de Bosques Cautín , destacó que esta capacitación, que se extendió por 3 días, estuvo orientada a pequeños agricultores del PDTI de Chol Chol, abre una oportunidad concreta de formar un oficio que será muy necesario en los sectores rurales. “Pensemos que a los gásfiter o a los maestros que están en Chol Chol o en el mismo Temuco les cuesta prestar el servicio en las comunidades rurales por la lejanía. Aquí capacitamos a 15 personas en representación de 15 comunidades para dar esta solución cuando lo necesiten y también para generar empleo a través de este oficio”.

Para el relator del curso, Luis Gutiérrez (Máxima Consultores) se les entregó capacitación en partes, piezas y repuestos como terminales, conexiones, codos y sifones, como también en el uso de materiales PPR para cañerías y gasfitería en cobre. “Capacitamos a una persona por comunidad, lo cual les da la tranquilidad que hay alguien con los conocimientos básicos en plomería y gasfitería. Falta por perfeccionar, pero esperamos que este sea un inicio positivo y ya vimos que hay mucho interés”.

Uno de los alumnos, Miguel Millapán, quien vive en la comunidad Renaco Pasteles, destacó que este aprendizaje fue de mucha utilidad para fortalecer conceptos.

“Me pareció muy buena la capacitación, a pesar que sabíamos un poquitito, Teníamos un poco de teoría. Vamos a trabajar para la comunidad y donde necesiten el servicio. Es un oficio, me faltaba conocer más, sabía sólo lo básico. Aquí aprendió y se actualizó”.

Seguirá perfeccionándose en el tema, destacó. A sus 60 años, tras muchos años trabajando en la construcción, esta capacitación le permitirá  formalizar un oficio. “Es bueno que la gente participe en estas capacitaciones. En el campo es difícil y caro encontrar un gásfiter, así que se abre una muy buena oportunidad para nosotros”.

Programa de Forestación Mapuche de Bosques Cautín cosecha sus primeros frutos.

1537 hectáreas forestadas que hoy ya están siendo cosechadas y la satisfacción de haber trabajado en forma asociada con sus vecinos mapuches son el resultado del Programa de Forestación Mapuche, PFM, iniciativa de Bosques Cautín.

Crearon confianzas, emprendieron un camino juntos y se asociaron para establecer un negocio compartido, el cual hoy está en plena cosecha.

Este programa ha beneficiado a 230 familias y 4 comunidades indígenas  principalmente de la comuna de Chol Chol, quienes desarrollaron una innovadora forma de acceder a la forestación en sus predios, que correspondían a terrenos de carácter improductivo, principalmente cubiertos de malezas como el ulex o pica-pica.

Revisa esta nota en el Diario Austral de Temuco: http://www.australtemuco.cl/impresa/2019/08/07/full/cuerpo-principal/6/

Hoy tras 12 años, este programa evalúa el camino recorrido en este proceso, que permitió compartir esta actividad con sus vecinos, en una zona donde la empresa forestal Bosques Cautín está trabajando desde 1992.

A mediados de la década pasada, el presidente de Bosques Cautín, Wolf Von Appen, planteó en la Enela, principal foro social, económico y empresarial de La Araucanía, la posibilidad de generar valor y desarrollo compartido con sus vecinos mapuches, invitándolos a tomar juntos el desafío de asociarse para plantar bosques en sus campos.

Fue un camino largo en el cual se construyó confianzas y diálogo para poner sobre la mesa una forma de trabajo inédita, en la cual los propietarios mapuches ponían la tierra y Bosques Cautín la plantación y manejo para hacer productivos sectores de aptitud forestal.

Este programa sumó al negocio forestal a estos comuneros, con bosques establecidos y manejados con altos estándares productivos.

El gerente general de Bosques Cautín, Andrés Edwards, sostuvo que esta experiencia es bien evaluada. “Nuestros vecinos están viendo que lo que se dijo hace 12 años se convirtió en realidad. Estamos satisfechos porque hemos mostrado que es posible trabajar con nuestros vecinos mapuches y generar desarrollo compartido a través de una forma de trabajo no asistencialista, productiva y que hoy ya está entregando los primeros bosques cosechados, generando importantes beneficios económicos para ellos”.

Este programa comenzó a operar en Chol Chol. En noviembre de 2007 se firmaron los primeros contratos entre propietarios mapuches y la empresa forestal. Durante el período de crecimiento de los bosques, la compañía entregó asesoría técnica y capacitación a los socios.

La señora Sonia Salazar es una de las socias que tomó la decisión de establecer plantaciones forestales en su campo, bosques que tras 12 años hoy está cosechando y que le permitirán obtener un ingreso importante.

Ella plantó 45 hectáreas asociada con Bosques Cautín.

“Fue una muy buena experiencia. No se trabajaba en agricultura, así que por eso esto de volver a plantar fue bueno para nosotros, porque los árboles nos van a dar la esperanza de que vamos a tener una cosecha después, que nos va a servir para ocupar el dinero en restaurar la casa o el bienestar de la familia”.

En el caso de José Luis Huenchuleo, estableció poco más de 3 hectáreas en el sector Pitraco-Bandera, también valoró la experiencia de trabajar en este programa. “Para mí fue bueno, porque si yo hubiera dejado el terreno tal como estaba, no hubiera habido ningún beneficio. En ese sentido, agradezco a Bosques Cautín por este resultado. Para mí fue muy bueno, hubo buena comunicación con los funcionarios de la empresa. Nunca imaginamos que íbamos a poder cosechar el bosque”.

“Fue una buena plantación, que se hizo bien, como la hacen las empresas. Si la hubiera hecho yo, no hubiera podido hacerlo. Aquí nos cumplieron al 100%”.

Esta acción pionera, que tuvo una visión de asociación de largo plazo entre los comuneros y la empresa, ha sido bien valorada por las familias mapuches que decidieron asociarse como también por la empresa forestal, que invirtió importantes recursos en este proceso.

Luis Alfaro, subgerente de Asuntos Sociales – Ambientales y Prevención de Riesgos de Bosques Cautín destacó que estas plantaciones y cosechas aprovecharon la experiencia y modo de hacer las cosas, en respeto a los vecinos y al medio ambiente. “El modo de trabajo del Programa de Forestación Mapuche hizo socios a nuestros vecinos mapuches, quienes son dueños de su tierra en la cual establecieron estas plantaciones forestales. Hoy, tras 12 años, ellos pueden acceder a los frutos de su inversión y nuestra empresa puede comprarles su madera, en que ellos tienen la libertad de decidir si nos venden o no. La experiencia en este ciclo nos ha mostrado que nuestros socios mapuches sí prefieren vendernos”.

A la vez, estas plantaciones están certificadas ambientalmente por el sello FSC (Forest Stewardship Council), que avala el manejo forestal responsable de las plantaciones en su manejo y cuidado.

Ellos emprendieron un camino conjunto que hoy ya les está entregando frutos tangibles y la esperanza de seguir obteniendo recursos para sus familias y para las próximas generaciones.

 

Con el foco en los trabajadores, Bosques Cautín realizó positiva evaluación de contratistas

Satisfechos con el crecimiento logrado en materias como seguridad, salud laboral y el respeto y cumplimiento de las leyes sociales, los representantes de las 16 Empresas de Servicios Forestales (Emsefor) que apoyan a Bosques Cautín participaron en la Evaluación Semestral de Contratistas.

En una jornada desarrollada en Los Sauces, representantes de las Emsefor y de Bosques Cautín compartieron los resultados de las auditorías internas, realizadas dentro de estas firmas contratistas. Esta metodología ha resultado muy valiosa, resalta el gerente de operaciones de Bosques Cautín, Marcelo Neculmán, quien destacó que esta evaluación es semestral y permite conocer qué está pasando en materias como seguridad, capacitación y gestión “evaluada bajo parámetros objetivos y que incluye temas como el respeto y cumplimiento de las leyes sociales. Son 16 empresas de servicios, las cuales dan empleo a sobre 350 personas que nos colaboran en terreno. De ahí nuestro propósito como empresa que exista buenas condiciones de seguridad, respeto y cumplimiento del tema laboral, entre otras áreas, tal como lo hacemos nosotros dentro de Bosques Cautín. Es un estándar que tiene que ser similar”:

Destacó que ya son 3 años que se ha realizado el proceso. “Se ha avanzado desde un nivel “suficiente” a uno que hoy es “bueno a muy bueno”, logrado a través de una conversación franca y directa entre Bosques Cautín y las empresas para que entreguen las mejores condiciones a sus trabajadores, quienes son los beneficiarios directos. Ellos son quienes hacen el trabajo en terreno y, a través de la evaluación, buscamos nivelar al mismo nivel de la empresa, con criterios y estándares comunes”.

La evaluación permite dar seguridad y estabilidad a los trabajadores, desarrollar capacitación y entregarles herramientas para su desempeño, como también la exigencia en el cumplimiento de los aspectos laborales y contractuales al día.

“Nuestro objetivo como encargados de la evaluación es avanzar juntos al mismo nivel. Empezamos al 65% y hoy estamos sobre el 85% y ojalá poder alcanzar al 100% para tener cero accidentes, altos estándares de seguridad, en un trabajo de excelencia en terreno”.